Terral Líquido

Aumenta la conductividad del terreno en el que están instalados los electrodos de toma de tierra, consiguiendo con ello bruscos descensos de la resistencia de tierra.
Extrema facilidad de uso.
Producto no peligroso ni contaminante.
No caduca.
No requiere ninguna condición especial de almacenamiento.

TERRAL -LIQUIDO 25 Kg. Activador estándar perdurable para picas
(Produce descensos de la resistencia por pica tratada de entre el 60 y el 90 % de su valor inicial

Peso: 25,6 Kg.

Volumen: 22 L

COMEX-TT1050

  • Extrema facilidad de uso.
  • Producto no peligroso ni contaminante.
  • No caduca.
  • Peso bruto 25 Kg. (Apilable).
  • No requiere ninguna condición especial de almacenamiento.
Una dosis de TERRAL- LIQUIDO se presenta en un envase de 25 Kg. de líquido, necesarios para el tratamiento de un electrodo.

A) APLICACIÓN EN INSTALACIONES CON UN ÚNICO ELECTRODO.

El procedimiento es extremadamente sencillo, ya que TERRAL-LIQUIDO viene listo para ser agitado en su propio contenedor tapado y aportar sobre el electrodo instalado en el terreno sin ninguna manipulación adicional. MODO DE EMPLEO SEGÚN TIPO DE ELECTRODO. Recomendamos en todos los casos hacer una medición de la resistencia antes de efectuar el tratamiento, y otra medición una vez efectuado éste, lo cual nos permite comprobar, en nuestro caso, la eficacia del tratamiento. 1) EN PICA MACIZA. En torno a la cabeza del electrodo a tratar, efectuar hueco (con capacidad de unos 10 litros) o arqueta para que el líquido penetre en el terreno. Agitar TERRAL-LIQUIDO e ir aportando conforme vaya filtrando en el terreno, hasta efectuar el tratamiento COMPLETO (25 Kg.)

Esperar el tiempo necesario hasta su penetración total en el terreno, tapar el hueco, compactar y medir. 2) EN CONDUCTORES ENTERRADOS HORIZONTALMENTE. Una vez instalado el electrodo conductor en la zanja, cubrirlo con tierra u otro relleno (sin piedras) unos 10 cm. agitar y aplicar TERRAL-LIQUIDO por adición a lo largo del electrodo enterrado. La longitud a tratar con una dosis de TERRAL-LIQUIDO será entre 3 y 4 metros.

3) EN PLACAS ENTERRADAS VERTICALMENTE.

Tras instalar la placa y cubrirla con tierra u otro relleno hasta 1-2 cm. de su borde superior, añadir TERRAL-LIQUIDO, a lo largo de su canto, para que se distribuya bien por todo el entorno del electrodo. Cuando haya colado todo el líquido, terminar de tapar, compactar y medir.

4) EN ELECTRODO PROFUNDO (PERFORACIONES- POZOS).

En este caso procederemos alternando los 25 Kg. de TERRAL-LIQUIDO cada 50 Kg. de material de relleno sólido o en papilla, (p.e.j. bentonita, carbón en polvo, grafito, tierra de labor o la propia tierra extraída de la perforación sin piedras).

Así una vez efectuada la perforación añadiremos 25 Kg. de TERRAL-LIQUIDO, a continuación 50 Kg. de relleno, luego 25 Kg. de TERRAL-LIQUIDO y así hasta llenar el pozo. En la zona mas superficial siempre añadir (le toque o no ) 25 Kg. de TERRAL-LIQUIDO. Rellenar y compactar cuidadosamente sin dejar huecos en la perforación.

A la hora de instalar TERRAL-LIQUIDO en perforación hay 3 situaciones especiales que hay que controlar:

  • 1) Presencia de cuevas y/o grandes oquedades.
  • 2) Presencia de corrientes de agua.
  • 3) Presencia de roca totalmente compacta.

En cualquiera de estos casos ponerse en contacto con el departamento Técnico de Comex: Tel-Fax- 976577198 o Móvil 619755503.

B) APLICACIÓN DE TERRAL-LIQUIDO EN UNA INSTALACIÓN CON MÁS DE UN ELECTRODO.

En caso de ser necesario tratar más de un electrodo, una vez tratado el primero, según lo visto en el apartado A), proceder a tratar el segundo electrodo, teniendo en cuenta que éste debe estar a una distancia de unos 7 a 9 metros, ya que a esta distancia, se maximiza el rendimiento efectivo de los tratamientos.

A menores distancias los tratamientos serían en si mismos igualmente efectivos , pero al unirlos al circuito se verían descensos inferiores a lo esperado.

NOTA : Para una mayor perdurabilidad de los tratamientos, añadir 2 contenedores de TERRAL-LIQUIDO en cada electrodo (en vez de uno habitual).

INTRODUCCIÓN.

- EL TERRENO.

- LA HUMEDAD.

- FUNCIONAMIENTO DE TERRAL-LÍQUIDO.

- PROCEDIMIENTO DE EJECUCIÓN DE TIERRA CON TERRAL-LÍQUIDO.

- RESULTADOS EN PRUEBAS DE CAMPO:

* TERRAL-LÍQUIDO FRENTE A PICA SIN TRATAR.

* TERRAL-LÍQUIDO FRENTE A TRATAMIENTOS CON SALES SOLUBLES.

- DESCENSOS DE RESISTENCIAS OBTENIDOS EN DISTINTOS TERRENOS CON MUY DIFERENTES RESISTENCIAS INICIALES.

- RESULTADOS EN SITUACIONES ESPECIALES.

- COMPATIBILIDAD DE TERRAL-LÍQUIDO Y RELLENOS.

- MANTENIMIENTO DE TOMAS DE TIERRA:

* REGLAMENTO ELECTROTÉCNICO PARA BAJA TENSIÓN.

* REVISIÓN DE TOMAS DE TIERRA.

* DATOS DE SEGURIDAD Y ALMACENAMIENTO.

INTRODUCCIÓN

TERRAL-LÍQUIDO nace de la necesidad de obtener adecuadas resistencias al paso de la corriente eléctrica en los sistemas de "tomas de tierra", para que con su buen funcionamiento cumplan con su principal objetivo, proteger a las personas y sus bienes.

Una adecuada resistencia en las tomas de tierra ayuda a eliminar las corrientes que con respecto a tierra pueden presentar las masas metálicas y asegura la adecuada actuación de los sistemas de protección por medio de los diferenciales.

La obligatoriedad de efectuar y mantener las tomas de tierra en el contexto de las instalaciones eléctricas y demás sistemas de seguridad (antenas, pararrayos, etc.) hace que tengamos que entrar en contacto con este elemento tan interesante, variable e impredecible dentro del mundo de las instalaciones eléctricas, como es la propia tierra. Ello hace que la resolución adecuada de la instalación requiera aplicar por parte del instalador toda su experiencia, creatividad y conocimientos.

En numerosas ocasiones nos vamos a encontrar con que no es factible la obtención de las prestaciones requeridas con los procedimientos más habituales; Las alternativas suelen ser no sólo más complejas, sino además mucho más caras. En estos casos TERRAL-LÍQUIDO puede ser la elección idónea.

EL TERRENO

La característica esencial del terreno referente a la toma de tierra va a ser su resistividad rexpresado en Ohm.m. y que representa la resistencia que presenta al paso de la corriente eléctrica un cubo de terreno de un metro de lado.

La resistividad del terreno esta influenciada por múltiples factores:

  • Naturaleza del terreno.
  • Salinidad.
  • Estratigrafía.
  • Temperatura.
  • Humedad.
  • Variaciones estacionales.
  • Otros factores.
  •  
  • El conocer la naturaleza del terreno suele ser un buen punto de partida a la hora de tener una orientación aproximada de las resistencias del terreno con las que nos vamos a encontrar (ver tabla).

NATURALEZA DEL TERRENO

Resistividad en Ohm.m

Terrenos pantanosos

de algunas unidades a 30

Limo

20 a 100

Humus

10 a 150

Turba húmeda

5 a 100

Arcilla plástica

50

Margas y arcillas compactas

100 a 200

Margas del Jurásico

30 a 40

Arena arcillosa

50 a 500

Arena silícea

200 a 3.000

Suelo pedregoso cubierto de césped

300 a 500

Suelo pedregoso desnudo

1.500 a 3.000

Calizas blandas

100 a 300

Calizas compactas

1.000 a 5.000

Calizas agrietadas

500 a 1.000

Pizarras

50 a 300

Rocas de mica y cuarzo

800

Granitos y gres procedentes de alteración

1.500 a 10.000

Granitos y gres muy alterados

100 a 600

Es obvio que será siempre más complejo y costoso, efectuar una toma de tierra sobre un suelo pedregoso que sobre un terreno compuesto por estructuras arcillo-húmicas. Dentro ya de un terreno concreto, esté o no estratigrafía do y por ello con diferentes composiciones a lo largo de la profundidad en la que están instalados los electrodos de "toma de tierraÓ, el elemento que nos condicionará la conductividad del terreno va a ser la presencia de iónes libres, algo íntimamente relacionado con la salinidad del terreno alrededor de los electrodos de toma de tierra.

Así, en terrenos donde la salinidad sea baja, por facilidad de eliminación de las sales solubles por la lluvia, por proximidad a zonas muy lavadas por corrientes de agua, o porque el propio terreno es químicamente poco propenso a tener iónes débilmente unidos o en solución, nos vamos a encontrar con una resistividad alta, resistividad que sólo podemos hacer descender mediante tratamientos que conlleven la aportación de compuestos que, permaneciendo básicamente insolubles y estables en le suelo tratado, sean capaces de aportar de forma controlada los iónes necesarios para asegurar la conductividad requerida.

LA HUMEDAD DEL TERRENO

Merece la pena hacer una mención especial a la humedad del terreno.

La humedad presente en un terreno va a depender de la aportación de agua que recibe y de su tendencia a eliminarla. La aportación de agua puede ser natural (por ejemplo lluvia) o artificial (por ejemplo riego).

Cabe reseñar que se entiende que el agua, para actuar de soporte a la acción de los iones debe de estar en estado líquido, ya que como hemos indicado anteriormente, los iones deben de estar libres y móviles. Así, en caso de una bajada brusca de las temperaturas, que incluso el terreno, a la profundidad de los electrodos de "tomas de tierraÓ el agua esta congelada, la posibilidad de conducción (aún estando el terreno saturado de iones) se aminora drásticamente y ello conlleva el aumento incluso brusco de la resistencia que podemos medir.

Lo anterior hace que en general podamos notar un fenómeno de estacionabilidad tanto más acusado cuanto más extremado sea el clima en una zona concreta, y así periodos extremadamente calurosos y secos pueden conllevar un aumento neto de la resistencia medida respecto a periodos fríos y húmedos.

Así pues, en terrenos que por su naturaleza química o fisioquímica tienden a perder agua con facilidad, (en climas donde la aportación de agua por fenómenos atmosféricos es escasa, o las temperaturas tienden a ser altas y/o en épocas del año con bajas lluvias y temperaturas muy altas), podemos encontrarnos que aunque el terreno disponga de las sales necesarias, la resistencia tiende a subir.

La acción de compuestos químicos u otros modificadores del suelo, aumentan la capacidad de retención de agua por el terreno y así lo constatamos en suelos tratados con TERRAL, pero en casos o situaciones extremas podría ser conveniente como mantenimiento y para asegurar el buen funcionamiento del sistema la aportación artificial y esporádica de agua al terreno tratado.

FUNCIONAMIENTO DE TERRAL-LÍQUIDO

TERRAL-LÍQUIDO es un conjunto de compuestos ya mezclados y en disoluci—n que son capaces en las condiciones del terreno de reaccionar de tal manera que se anclan en el terreno generando estructuras líquidas encapsuladas.

Estas estructuras dotadas de elementos fuertemente conductores harán descender de forma brusca la resistencia de los electrodos tratados. Por otra parte, el hecho de tener agua retenida de forma permanente hace que la variación estacional de la resistencia de tierra quede claramente minimizada.

PROCEDIMIENTO DE EJECUCIÓN DE TIERRA CON TERRAL-LIQUIDO.

A) EN FUNCIÓN DEL TIPO DE INSTALACIÓN.

1) Instalación con un único electrodo.

Cuando por limitaciones de espacio o de otro tipo nos vemos obligados a colocar un único electrodo, es lo más frecuente, que una vez instalado no de los valores de resistencia de tierra adecuados.

La aplicación de TERRAL-LIQUIDO llevará este electrodo al máximo rendimiento técnicamente posible, por lo que habremos conseguido levar la instalación hasta al mejor condición de seguridad con las restricciones impuestas.

Notar que TERRAL-LIQUIDO es compatible con cualquier tipo de electrodo, pica, placa, cable, electrodo de grafito, etc.

2) Instalación con varios electrodos.

Cuando se vayan a instalar varios electrodos que vamos a tratar con TERRAL-LIQUIDO hay que instalarlos de tal manera que los tratamientos sean efectivos en el conjunto (por individual siempre lo serán) y no queden parcialmente anulados por el fenómeno de autoinfluencia.

A efectos prácticos debemos guardar unas distancias adecuadas entre electrodos tratados con TERRAL-LIQUIDO y esa distancia va a depender básicamente de la resistividad del terreno.

En terrenos comunes de baja y media resistividad menor de 700 Ohmm. la distancia entre picas tratadas con TERRAL-LIQUIDO tienen que estar entre 7 Y 9 metros (independientemente de que las picas sean de 1, 1,5 o 2 metros). En terrenos de alta y muy alta resistividad superior a 700 Ohmm. la distancia entre picas tratadas con TERRAL-LIQUIDO tiene que estar entre 15 y 20 metros.

3) Instalaciones con electrodo profundo.

En instalaciones donde por la resistividad del terreno hemos tenido que efectuar electrodos en profundidad (pozos), podemos efectuar tratamientos del terreno entorno a la perforación, a la vez que se efectuará el relleno, puesto que una vez rellenado el pozo, los tratamientos ya no penetrarían mas allá de 2- 3 metros.

Cuando se instale más de un electrodo hay que guardar las distancias mínima de entre 1 y 1,5 veces la profundidad del mayor de los electrodos.

B) EN FUNCIÓN DEL TIPO DE TERRENO.

TERRENOS DE BAJA RESISTIVIDAD (Valor de pica de 2 m. instalada, menor de 50 Ohm).

Entendemos por baja resistividad las situaciones en las que instalada una pica de 2 metros en el terreno, esta tiene un valor de resistencia inferior a 50 Ohm.

Para estos casos la utilización de TERRAL-LIQUIDO en cada electrodo instalado aporta:

  • Atenuación del fenómeno de estacionalidad ( variaciones de resistencia según la época del a–o).
  • Más seguridad, al disminuir las corrientes de paso y contacto.
  • Descenso neto de la resistencia del electrodo tratado (cabe esperar que la resistencia sea la mitad o menos que el electrodo sin tratar).

TERRENOS DE MEDIA RESISTIVIDAD ( Valor de pica de 2 m. instalada, menor de 400 Ohm).

Entendemos por media resistividad las situaciones en las que instaladas picas de 2 metros y separadas 7- 9 m. entre ellas, éstas tienen un valor de resistencia individual entre 50 y 400 Ohm.

Para estos casos:

    • Instalando 3 picas en línea de 2 m. y 3 unidades de TERRAL-LIQUIDO cuando distancia entre picas de 7- 9 m. obtendrá una resistencia entre 12 y 25 Ohm
    • Instalando 6 picas de 2 m. y 6 unidades de TERRAL-LIQUIDO con una distancia entre picas de 7- 9 m obtendrá una resistencia entre 6 y 13 Ohm

TERRENOS DE ALTA RESISTIVIDAD ( Valor de pica de 2 m. instalada, entre 400 y 1000 Ohm).

Entendemos por alta resistividad las situaciones en las que, instalada una pica de 2 metros en el terreno, esta, tiene un valor de resistencia de tierra entre 400 y 1000 Ohm.

PARA ESTOS CASOS LA METODOLOGíA DE TRABAJO ACONSEJADA ES:

    • 1) Instalar 3 picas preferiblemente de 2 m, (si el terreno no lo permite colocar de menor longitud) en línea, unidas por conductor, con una distancia entre picas de 15-20 metros).y medir la resistencia del conjunto.
    • 2) Tratar cada una de las 3 picas con una unidad de TERRAL-LIQUIDO y medir la resistencia del conjunto.
    • 3) Dividir el valor de tierra del conjunto post-tratamiento con TERRAL-LIQUIDO por el valor de la resistencia requerida. El Valor obtenido nos da el n¼ de veces aproximado que hay que repetir la instalación ( 3 picas con tres tratamientos) para obtener el valor de tierra deseado.

EJEMPLO :

Valor de tierra del conjunto de las 3 picas sin tratar

170 Ohm

Valor requerido

10 Ohm

Valor post-tratamiento

30 Ohm

Cociente 30/10 = 3

Conclusión : Para obtener 10 Ohm tendríamos que instalar 9 picas con 9 tratamientos.

Notar que resolverlo con picas sin tratar nos supondría instalar 51 picas.

TERRENOS DE MUY ALTA RESISTIVIDAD (Valor de pica de 2 m., mayor de 1000 Ohm).

Nos encontramos con muy alta resistividad con valores de tierra para pica de 2 metros superiores a 1000 Ohm.

En estos casos, si bien, también puede plantearse la metodología expuesta en ALTA RESISTIVIDAD, sobre todo para valores entre 1000 y 2000 Ohm en general, el sistema de elección será efectuar un estudio GEOELÉCTRICO de cara a ver la idoneidad de efectuar electrodos en profundidad (pozos).

Efectuado el estudio y dise–ados los pozos a realizar aconsejamos la utilización de TERRAL-LIQUIDO para el tratamiento y máxima activación del terreno en los alrededores de la perforación junto a la adición del relleno de compactación que recubrirán el electrodo y lo unirán al terreno.

La forma de activar con TERRAL-LIQUIDO es sencilla ver INTRUCCIONES DE USO apartado A) 4) EN ELECTRODOS PROFUNDOS.

RESULTADOS EN PRUEBAS DE CAMPO.

Exponemos a continuación los resultados obtenidos en la aplicación de TERRAL en diferentes experiencias reales de realización de tomas de tierra en la zona de Zaragoza y alrededores.

Como ya se ha comentado anteriormente los resultados finales así como su evolución va a depender de múltiples factores por lo que los datos siguientes sirven sólo como una aproximación a los resultados a obtener en cada caso.

RESULTADOS CON TERRAL-LÍQUIDO FRENTE A PICA MACIZA SIN TRATAR.

Comparamos la resistencia que medimos con picas de 2 metros , habiendo sido una de ellas tratada con una dosis de TERRAL-LÍQUIDO y la otra sin tratar.

 

Con TERRAL-LIQUIDO

Sin tratar

Previo

86

84,4

Post tratamiento

13,1

84,4

Tras 31 días

18,2

91,7

Tras 55 d’as

18,2

98,7

Tras 74 d’as

19,2

108,4

Tras 130 d’as

16,9

110,7

Tras 165 d’as

19,9

128,3

Tras 233 d’as

18,5

122

Tras 260 d’as

16,2

59,6

Tras 353 d’as

13,5

65,5

Tras 408 d’as

16,9

130

Tras 468 d’as

23,4

132,9

Tras 498 d’as

20,5

105

pastedGraphic.png

De la gráfica anterior cabe destacar a nivel práctico:

PICA TRATADA CON TERRAL-LIQUIDO

1. Hay un fuerte descenso de resistencia del terreno tras la aplicación de TERRAL-LIQUIDO.

2. Hay una atenuación muy importante de la estacionalidad.

3. Notar que la mejora del terreno se extiende a periodos muy prolongados de tiempo.

PICA SIN TRATAR

1. Presentó en todos los casos resistencias mucho mayores que la pica tratada, siendo muy altas en épocas secas del año.

2. Presentó una fuerte estacionalidad con claras diferencias entre las resistencias máximas y mínimas.

COMPARACIÓN DE TERRAL-LIQUIDO CON TRATAMIENTOS CON SALES SOLUBLES

Se compara la evolución de 2 picas de 2 metros una de ellas tratada com TERRAL-LIQUIDO y la otra con sales solubles ( 5Kg. disueltos en 25 litros de agua).

pastedGraphic_1.png

1¼ Si bien en los primeros meses obtenemos rendimientos algo inferiores pero cercanos a los de TERRAL-LIQUIDO con el paso del tiempo, la curva se asemeja más a la de la pica no tratada que a la pica tratada con TERRAL-LIQUIDO.

2¼ Los malos resultados observados con el paso del tiempo son debidos a que las sales solubles son arrastradas por disolución por la lluvia o cualquier corriente de agua en el terreno, lo cual conlleva a que transcurrido un tiempo la presencia de las sales aportadas sea escasa o nula.

DESCENSOS DE RESISTENCIAS OBTENIDOS EN DISTINTOS TERRENOS CON MUY DIFERENTES RESISTENCIAS INICIALES

Se muestran a continuación la resistencia inicial medida en picas únicas de 1,5 a 2 metros y su resistencia una vez efectuado el tratamiento con una dosis de TERRAL-LIQUIDO transcurrido uno o dos días después de efectuado.

RESISTENCIA INICIAL

RESISTENCIA POST TRATAMIENTO

% DESCENSO

720 Ohm

52 Ohm

93 %

230 Ohm

16 Ohm

93 %

159 Ohm

18 Ohm

88 %

94 Ohm

14 Ohm

85 %

62 Ohm

15 Ohm

76 %

30 Ohm

12 Ohm

60 %

De múltiples datos como los anteriores se ha elaborado una tabla de valores medios que es una inestimable ayuda para planificar la mejor ejecución de una instalación.

TABLAS DE CALCULO RAPIDO PARA LA APLICACION DE TERRAL LIQUIDO

TABLA CASO 1

Número deelectrodos instalados

Valor obtenido del circuito en Ohm

Número de tratamientos con Terral

Valor aproximado en Ohm del circuito Post-tratamiento

1

400

1

35-75

3

133

1

30-55

3

133

3

12-25

6

67

1

24-39

6

67

3

11-21

6

67

6

6-13

TABLA CASO 2

Número deelectrodos instalados

Valor obtenido del circuito en Ohm

Número de tratamientos con Terral

Valor aproximado en Ohm del circuito Post-tratamiento

1

140

1

25-50

3

47

1

18-29

3

47

3

8-17

6

24

1

13-18

6

24

3

7-12

6

24

6

4-8

TABLA CASO 3

Número deelectrodos instalados

Valor obtenido del circuito en Ohm

Número de tratamientos con Terral

Valor aproximado en Ohm del circuito Post-tratamiento

1

80

1

15-35

3

27

1

11-19

3

27

3

7-12

6

14

1

8-11

6

14

3

4-8

6

14

6

3-6

RESULTADOS EN SITUACIONES ESPECIALES.

En determinadas circunstancias, la estructura natural o artificial del "terreno"en torno al electrodo hace que TERRAL-LIQUIDO no pueda ejercer completamente su acción y los resultados sean más bajos de lo esperable.

Así vemos que un par de ejemplos con picas de 1 metro tratadas con ION-FORTE:

 

Pre-tratamiento

Post-tratamiento

% Descenso

Caso 1

390 Ohm

234 Ohm

40 %

Caso 2

143 Ohm

89 Ohm

38 %

En ambos casos el descenso de resistencia es significativo pero menos de lo que cabría esperar en condiciones normales. ( Hay que advertir, sin embargo, que el descenso con TERRAL-LIQUIDO también en estos casos es mayor que con otros tratamientos, así en el caso 1 que previamente se trató con otro preparado el resultado fue de 274 Ohm).

La generación de estos descensos menores de lo habitual se deben fundamentalmente a:

1) Presencia de rocas compactas extensas, cercanas en profundidad a la pica instalada.

2) Presencia de obstáculos físicos naturales o artificiales en la semiesfera donde se inserta TERRAL-LIQUIDO alrededor del electrodo que impide su correcto asentamiento, justo en las zonas mas cercanas de evacuación del electrodo.

Esto se verá en casos como:

  • Muro cimentación o zapata pegada al electrodo.
  • Grandes tuberías muy próximas al electrodo.
  • Grandes rocas discretas junto al electrodo (se trata de una gran roca, no de pequeñas rocas, cantos rodados etc).
  • Zonas de rellenos de escombros groseros sin asentar o mal asentado con huecos.

Todos estos casos tienen la característica común de que si bien TERAAL-LIQUIDO va a actuar correctamente en las partes donde efectivamente pueda hacerlo, gran parte de la semiesfera mas cercana al electrodo (que es la que más contribuye al descenso de la resistencia) no será operativa y con ello el descenso logrado será menor.

Como idea general a la hora de instalar y si se tiene posibilidades deben evitarse este pipo de situaciones. En instalaciones ya realizadas y en mantenimientos habría que tener presente estas circunstancias.

COMPATIBILIDAD DE TERRAL-LIQUIDO Y RELLENOS.

En el empleo de algunos electrodos, placas, electrodos de grafito, cables, pozos, es una práctica común el empleo de rellenos, por ejemplo bentonita, carbón, grafito, etc. que efectivamente contribuyen a facilitar la interacción y unión del electrodo con el terreno pero que en sí mismo no son activadores de terreno y por ello su acción se circunscribe al sitio donde físicamente están ubicados. También existen preparados comerciales cuya acción básicamente es la de relleno.

Todo este tipo de productos son absolutamente compatibles con TERRAL-LIQUIDO, ya que no existe interacción química entre ellos y los compuestos de TERRAL-LIQUIDO.

Sobre cualquiera de ellos TERRAL-LIQUIDO ejercerá plenamente su acción consiguiendo descensos adicionales.

MANTENIMIENTO DE LAS TOMAS DE TIERRA

La importancia de la revisión periódica y mantenimiento de las tomas de tierra viene reflejado en el:

"REGLAMENTO ELECTROTÉCNICO PARA BAJA TENSIÓN" MIE. BT 039 p 14.

10-. REVISIÓN DE TOMAS DE TIERRA.

"Por la importancia que ofrece, desde el punto de vista de la seguridad, cualquier instalación de toma de tierra, deberá ser obligatoriamente comprobada por los servicios oficiales en el momento de dar de alta la instalación para el funcionamiento.

Personal, técnicamente competente, efectuará esta comprobación anualmente en la época en que el terreno esté más seco . Para ello, se medirá la resistencia de tierra, reparando inmediatamente los defectos que se encuentren.

En los lugares en que el terreno no sea favorable a la buena conservación de los electrodos, éstos, así como también los conductores de enlace entre ellos hasta el punto de puesta a tierra, se pondrán al descubierto para su examen, al menos una vez cada cinco años".

A tenor de lo reglamentado, es pues preceptiva, la comprobación periódica de los elementos de la toma de tierra y su correspondiente mejora hasta obtener las resistencias necesarias.

Por sus especiales características, y por tratarse en la mayoría de los casos de obras ya realizadas, nos podemos encontrar con que :

        • Es costoso descubrir toda la instalación.
        • Se desconoce la ubicación de los electrodos.
        • Las instalaciones de tierra pueden estar muy deterioradas, etc.

Si tras una primera inspección y medición de resistencias presumimos que no hay un manifiesto deterioro de las instalaciones y que la alta resistencia no es debida a esta causa , el camino mas simple y económico será efectuar un tratamiento con TERRAL-LIQUIDO por la arqueta de registro si existe, o bien localizando un electrodo de la instalación donde podamos aplicar TERRAL-LIQUIDO según instrucciones de uso procediendo al día siguiente a comprobar si el resultado esta dentro de lo admisible para esta determinada instalación ).

En muchos casos este simple tratamiento nos va a permitir solucionar el problema planteado sin necesidad de acometer obras complicadas y costosas.

Si a pesar del primer tratamiento no se obtienen las resistencias deseadas se procederá:

  • - O bien hacemos una nueva instalación.
  • - O bien desenterramos la instalación preexistente.
      •  

En el caso de hacer una nueva procederemos como en el apartado anterior en cuanto al uso de TERRAL-LIQUIDO.

En el caso de desenterrar la instalación vieja podemos ampliarla con más electrodos en paralelo o bien tratar electrodos adicionales (al de la arqueta) con TERRAL-LIQUIDO.

DATOS DE SEGURIDAD Y ALMACENAMIENTO

TERRAL-LIQUIDO es un producto no peligroso pero como cualquier producto qu’mico se recomienda:

No ingerir.

Evitar el contacto con la piel, ojos y mucosas.

En caso de contacto lavar abundantemente con agua.

No poner al alcance de los niños.

En ningœn caso reutilizar el envase.

TERRAL-LIQUIDO no es un producto contaminante, ni agresivo para tierra o aguas, pero podra originar algún daño a plantas adjuntas al lugar de aplicación por puro choque osmotico.

TERRAL-LIQUIDO no requiere ninguna condición especial de almacenamiento aunque es aconsejable un lugar fresco y seco a salvo de golpes.

Para soluciones prácticas y duraderas en las Tomas de Tierra con la tecnología de TERRAL:

  • 1. Instalando 3 picas y 3 unidades de Terral obtendrá una resistencia entre 12 y 25 Ohm.
  • 2. Instalando 6 picas y 6 unidades de Terral obtendrá una resistencia entre 6 y 13 Ohm.

 

Notas importantes:

 

Se utilizarán picas de 2 metros de largo puestas en línea y separadas entre ellas como mínimo 5 metros.

 

Utilizar este modo siempre que la resistencia inicial de cada una de las picas no sea mayor de 500 Ohm.

 

Para un ajuste más preciso de electrodos y tratamientos, consultar las Tablas de Cálculo y, para casos específicos, utilizar el servicio de Consulta Técnica.

 

TERRAL-LIQUIDO es muy útil en mantenimientos y conservación de Tomas de Tierra.

 

Tablas orientativas para la aplicación de TERRAL-LIQUIDO dependiendo del número de electrodos instalados.

Valores de Tierra obtenidos y valores de Tierra aproximados a conseguir.

TABLA CASO 1

Número deelectrodos instalados

Valor obtenido del circuito en Ohm

Número de tratamientos con Terral

Valor aproximado en Ohm del circuito Post-tratamiento

1

400

1

35-75

3

133

1

30-55

3

133

3

12-25

6

67

1

24-39

6

67

3

11-21

6

67

6

6-13

 

TABLA CASO 2

Número deelectrodos instalados

Valor obtenido del circuito en Ohm

Número de tratamientos con Terral

Valor aproximado en Ohm del circuito Post-tratamiento

1

140

1

25-50

3

47

1

18-29

3

47

3

8-17

6

24

1

13-18

6

24

3

7-12

6

24

6

4-8

 

TABLA CASO 3

Número deelectrodos instalados

Valor obtenido del circuito en Ohm

Número de tratamientos con Terral

Valor aproximado en Ohm del circuito Post-tratamiento

1

80

1

15-35

3

27

1

11-19

3

27

3

7-12

6

14

1

8-11

6

14

3

4-8

6

14

6

3-6

 

Ion-Forte

Específicamente diseñado para instalaciones con un único electrodo y para activación de electrodos profundos (pozos).
Muy fuertes descensos de la resistencia de tierra, superior al de Terral.
Mayor atenuación de la estacionalidad que Terral.
Perdurabilidad plurianual.

ION-FORTE 2 x 25 KG. + MASSA (protector anticorrosión) Súper Activador de alta perdurabilidad para todo tipo de electrodo, descensos bruscos de la de tierra: 50 al 95% del valor inicial, evita la congelación, atenúa estacionalidad

Peso: 54,2 Kg.

Volumen: 50,7 L

COMEX-TT1060

El tratamiento del terreno en torno al electrodo con ION-FORTE genera descensos en la resistencia de tierra claramente mayores que cualquier activador convencional y muy superiores a todo tipo de rellenos.

Es, adicionalmente, un producto extremadamente sencillo de aplicar y con el que se obtienen rendimientos no obtenibles por otro método.

ION-FORTE actúa insertándose en el terreno que hay en contacto con los electrodos y generando estructuras intensamente higroscópicas. Estas estructuras son capaces de retener de forma poderosa la humedad y aportar altas concentraciones iónicas, que dan grandes incrementos de conductividad.

Sus especiales propiedades higroscópicas le confieren una capacidad de retención de agua superior a la de los geles, y esto hace que se minimice el problema recurrente de la variación por estacionalidad de las resistencias de tierra.

ION-FORTE puede aplicarse en cualquier tipo de tomas de tierra, independientemente del uso al que se destine, (alta media y baja tensión, informática, antenas, pararrayos, etc.).

Su aplicación mas idónea es para instalaciones con una sola pica y para activación de pozos. También es aplicable a instalaciones con múltiples electrodos siguiendo las recomendaciones que se detallan en las instrucciones de uso.

Muy útil en labores de mantenimiento ya que no requiere ningún tipo de obra ni instalación adicional.

Una dosis de ION-FORTE se presenta en dos envases apilables de 25 litros cada uno, lo cual hace un total de 50 litros por aplicación sobre el electrodo correspondiente. Adicionalmente adjunto a uno de los contenedores, lleva una unidad de MASSA que servirá para proteger la conexión de cualquier tipo de corrosión. INSTRUCCIONES DE USO APLICACIÓN DE UNA DOSIS DE ION-FORTE El procedimiento es extremadamente sencillo ya que el material (líquido) viene listo para adicionar sobre el terreno. MODO DE EMPLEO SEGÚN EL TIPO DE ELECTRODO Independientemente del electrodo empleado, previamente a la adición de ION-FORTE, instalaremos la unidad de MASSA siguiendo fielmente sus instrucciones de uso adjuntas. Recomendamos así mismo en todos los casos, efectuar una medición de resistencia de tierra antes de efectuar el tratamiento y otra una vez finalizado éste. 1. EN PICA MACIZA En torno a la cabeza del electrodo a tratar, efectuar hueco (con capacidad de unos 10 litros) o arqueta para que el líquido penetre en el terreno. Agitar ION-FORTE e ir aportando conforme vaya filtrando en el terreno, hasta efectuar el tratamiento completo de los dos contendores (50 litros). Esperar el tiempo necesario hasta su penetración total en el terreno, tapar el hueco y compactar. 2. EN CONDUCTORES ENTERRADOS HORIZONTALMENTE Una vez depositado el electrodo en la zanja, cubrirlo con tierra u otro relleno unos 20 cm. y aplicar ION-FORTE por adición a lo largo del electrodo enterrado. La longitud a tratar con una dosis de ION-FORTE será entre 5 y 7 metros. 3. EN PLACAS ENTERRADAS VERTICALMENTE Tras instalar la placa y cubrirla con tierra u otro relleno hasta 1-2 cm. de su borde superior, añadir ION-FORTE, a lo largo de su canto, para que se distribuya bien por todo el entorno del electrodo. Cuando haya colado todo el líquido, terminar de tapar y compactar. 4. EN ELECTRODO PROFUNDO (PERFORACIONES- POZOS) Una vez efectuado el pozo añadiremos 25 l (una garrafa de ION-FORTE); a continuación añadiremos 50 l. de papilla de bentonita (siempre que el pozo tenga un diámetro entre 10 y 15 cm.) u otro relleno. Seguidamente repetiremos esta secuencia de 25 l. de ION-FORTE y 50 litros de papilla de bentonita hasta rellenar completamente el pozo. A la hora de instalar ION-FORTE en perforación hay 3 situaciones especiales que hay que controlar: 1) Presencia de cuevas y/o grandes oquedades. 2) Presencia de corrientes de agua. 3) Presencia de roca totalmente compacta. En los dos primeros casos no añadir ION-FORTE en esas zonas donde seria arrastrado lejos de la zona entorno al electrodo y donde se perdería sin aportar efectos beneficiosos. En el tercer caso, si la roca es totalmente compacta, el producto no penetra en ella y sólo trata el propio cilindro de perforación. Para que se produzca tratamiento de terreno la roca debe tener un cierto grado de agrietamiento. En estos 3 casos recomendamos consultar al departamento tŽcnico de Comex. 5. EN VARIOS ELECTRODOS DE UN MISMO CIRCUITO ION-FORTE está especialmente recomendado para instalaciones de electrodo único pero puede emplearse para tratamiento de una instalación p. ej. con varias picas, siguiendo los siguientes criterios. Para conseguir la máxima eficacia en el conjunto de la instalación, es necesario, en este caso, guardar la precaución de instalar las picas a distancia, para que una vez tratadas no se autoinfluyan. Si hiciéramos dos tratamientos con ION-FORTE en picas muy cercanas, veríamos que por individual mostrarían los descensos esperables, pero al unirlas el descenso del conjunto sería menor que el esperable (menor que el obtenible por la ley de Ohm. de resistencias en paralelo), ya que las picas tratadas presentarán un factor de autoinfluencia fuerte. Para el caso p. ej. de una pica de 2 metros tratada con ION-FORTE la siguiente pica a tratar debería estar entre 8 y 10 metros de distancia (notar que se trata de una distancia claramente superior a la utilizada en la instalación convencional). Si las picas ya estaban previamente instaladas o en mantenimientos, tratar solo aquellas que se encuentran a la distancia adecuada ( En muchas ocasiones habrá que tratar picas alternas).

ProGas

Progas es un producto desarrollado para resolver los problemas de resistencia de las tomas de tierra, cuando además estamos o bien en un entorno corrosivo, o las características de las instalaciones y estructuras adjuntas a la toma de tierra requieran una protección especial frente a la corrosión (p. ej. gasolineras, instalaciones de gas, petróleo, etc.).

Producto especial, activador y potente protector de la corrosión para las tomas de tierra. 

Peso: 26,5 Kg.

Volumen: 22 L

COMEX-TT1070

Progas es un producto desarrollado para resolver los problemas de resistencia de las tomas de tierra, cuando además estamos o bien en un entrono corrosivo, o las características de las instalaciones y estructuras adjuntas a la toma de tierra requieran una protección especial frente a la corrosión.

Progas consigue resolver las dos dificultades; así, por una parte, consigue una fuerte disminución de la resistencia de tierra y además actúa como potente anticorrosivo.

Cabe resaltar este extremo, ya que si bien existen en el mercado productos para el tratamiento de toma de tierra que no son corrosivos, Progas es el primer producto que no sólo no es corrosivo sino que en su presencia la corrosión de los metales de uso común quedan protegidos de la corrosión.

Hasta tal punto es efectivo como anticorrosivo que evita incluso la corrosión galvánica.

Una dosis de PROGAS se presenta en un envase de 25 Kg. de líquido, necesarios para el tratamiento de un electrodo.

A) APLICACIÓN EN INSTALACIÓN CON UN ÚNICO ELECTRODO El procedimiento es extremadamente sencillo, ya que PROGAS viene listo para ser agitado en su propio contenedor tapado y aportar sobre el electrodo instalado en el terreno sin ninguna manipulación adicional.

MODO DE EMPLEO SEGÚN TIPO DE ELECTRODO Recomendamos en todos los casos hacer una medición de la resistencia antes de efectuar el tratamiento, y otra medición una vez efectuado éste, lo cual nos permite comprobar en nuestro caso la eficacia del tratamiento.

1) EN PICA MACIZAEn torno a la cabeza del electrodo a tratar, efectuar hueco (con capacidad de unos 10 litros) o arqueta para que el líquido penetre en el terreno. Agitar PROGAS e ir aportando conforme vaya filtrando en el terreno, hasta efectuar el tratamiento COMPLETO (25 Kg).

Esperar el tiempo necesario hasta su penetración total en el terreno, tapar el hueco, compactar y medir.

2) EN CONDUCTORES ENTERRADOS HORIZONTALMENTE: Una vez instalado el electrodo conductor en la zanja, cubrirlo con tierra u otro relleno (sin piedras) unos 10 cm. Agitar y aplicar PROGAS por adición a lo largo del electrodo enterrado. La longitud a tratar con una dosis de PROGAS será entre 3 y 4 metros.

3) EN PLACAS ENTERRADAS VERTICALMENTE: Tras instalar la placa y cubrirla con tierra u otro relleno hasta 1-2 cm. de su borde superior, añadir PROGAS, a lo largo de su canto, para que se distribuya bien por todo el entorno del electrodo. Cuando haya colado todo el líquido, terminar de tapar, compactar y medir.

4) EN ELECTRODO PROFUNDO (PERFORACIONES- POZOS): En este caso procederemos alternando los 25 Kg. de PROGAS cada 50 Kg. de material de relleno sólido o en papilla, (p.e.j. bentonita, carbón en polvo, grafito, tierra de labor o la propia tierra extraída de la perforación sin piedras). Así, una vez efectuada la perforación, añadiremos 25 Kg. d, PROGAS. A continuación 50 Kg. de relleno, luego 25 Kg. de PROGAS y así hasta llenar el pozo. En la zona mas superficial siempre añadir (le toque o no ) 25 Kg. de PROGAS. Rellenar y compactar cuidadosamente sin dejar huecos en la perforación. A la hora de instalar PROGAS en perforación hay 3 situaciones especiales que hay que controlar: 1) Presencia de cuevas y/o grandes oquedades. 2) Presencia de corrientes de agua. 3) Presencia de roca totalmente compacta. En cualquiera de estos casos ponerse en contacto con el departamento Tecnico de Comex:

Tel-Fax- 976577198

Móvil 619755503

Electrodo de cualquier tipo, tubo, varilla cable, etc.

25 Kg. PROGAS 50 Kg. Papilla o relleno 25 Kg. PROGAS 50 Kg. Papilla o relleno 25 Kg. PROGAS

B) APLICACIÓN DE PROGAS EN UNA INSTALACIÓN CON MAS DE UN ELECTRODO.

En caso de ser necesario tratar más de un electrodo, una vez tratado el primero, según lo visto en A). Proceder a tratar el segundo electrodo, teniendo en cuenta que este, debe estar a una distancia de unos 7 a 9 metros, ya que a esta distancia, se maximiza el rendimiento efectivo de los tratamientos. A menores distancias los tratamientos serían en sí mismos igualmente efectivos , pero al unirlos al circuito se verían descensos inferiores a lo esperado NOTA : Para una mayor perdurabilidad de los tratamientos, añadir 2 contenedores de PROGAS en cada electrodo (en vez de uno habitual).

INTRODUCCIÓN LA RESISTENCIA DE TIERRA EL TERRENO LA HUMEDAD DEL TERRENO CORROSIÓN ASPECTOS GENERALES CORROSIÓN Y TERRENOS COMO ACTÚA PROGAS UTILIDADES PRINCIPALES DE PROGAS UTILIDADES ESPECIALES DE PROGAS MODO DE EMPLEO SEGÚN TIPO DE ELECTRODO RESULTADOS EN PRUEBAS DE CAMPO CORROSIÓN REGLAMENTOS Y NORMAS COMPORTAMIENTO ANTICORROSIVO: PRUEBAS DE LABORATORIO COMPORTAMIENTO ANTICORROSIVO PRUEBAS DE CAMPO COMPATIBILIDAD DE PROGAS Y RELLENOS MANTENIMIENTO DE LAS TOMAS DE TIERRA DATOS Y NORMAS DE SEGURIDAD Y ALMACENAMIENTO

INTRODUCCIÓN

Progas es un producto desarrollado para resolver los problemas de resistencia de las tomas de tierra, cuando además estamos, o bien en un entrono corrosivo, o las características de las instalaciones y estructuras adjuntas a la toma de tierra requieran una protección especial frente a la corrosión. Progas consigue resolver las dos dificultades, así por una parte consigue una fuerte disminución de la resistencia de tierra y además actúa como potente anticorrosivo. Cabe resaltar este extremo ya que si bien existen en el mercado productos para el tratamiento de toma de tierra que no son corrosivos, Progas es el primer producto que no sólo no es corrosivo sino que en su presencia la corrosión de los metales de uso común quedan protegidos de la corrosión. Hasta tal punto es efectivo como anticorrosivo que evita incluso la corrosión galvánica.

LA RESISTENCIA DE TIERRA

EL TERRENO La característica esencial del terreno referente a la toma de tierra va a ser su resistividad ? expresado en Ω. m. y que representa la resistencia que presenta al paso de la corriente eléctrica un cubo de terreno de un metro de lado.

La resistividad del terreno esta influenciada por múltiples factores:

• Naturaleza del terreno. • Salinidad. • Estratigrafía. • Temperatura. • Humedad. • Variaciones estacionales. • Otros factores.

El conocer la naturaleza del terreno suele ser un buen punto de partida a la hora de tener una orientación aproximada de las resistencias del terreno con las que nos vamos a encontrar. (Ver tabla I los valores de resistividad de la naturaleza del terreno.)

NATURALEZA DEL TERRENO

Resistividad en Ohm.m

Terrenos pantanosos

de algunas unidades a 30

Limo

20 a 100

Humus

10 a 150

Turba húmeda

5 a 100

Arcilla plástica

50

Margas y arcillas compactas

100 a 200

Margas del Jurásico

30 a 40

Arena arcillosa

50 a 500

Arena silícea

200 a 3.000

Suelo pedregoso cubierto de césped

300 a 500

Suelo pedregoso desnudo

1.500 a 3.000

Calizas blandas

100 a 300

Calizas compactas

1.000 a 5.000

Calizas agrietadas

500 a 1.000

Pizarras

50 a 300

Rocas de mica y cuarzo

800

Granitos y gres procedentes de alteración

1.500 a 10.000

Granitos y gres muy alterados

100 a 600

Es obvio que será siempre más complejo y costoso, efectuar una toma de tierra sobre un suelo pedregoso que sobre un terreno compuesto por estructuras arcillo-húmicas. Dentro ya de un terreno concreto, esté o no estratigrafiado y por ello con diferentes composiciones a lo largo de la profundidad en la que están instalados los electrodos de “toma de tierra”, el elemento que nos condicionará la conductividad del terreno va a ser la presencia de iones libres, algo íntimamente relacionado con la salinidad del terreno alrededor de los electrodos de toma de tierra.

Así, en terrenos donde la salinidad sea baja, por facilidad de eliminación de las sales solubles por la lluvia, por proximidad a zonas muy lavadas por corrientes de agua, o porque el propio terreno es químicamente poco propenso a tener iones débilmente unidos o en solución, nos vamos a encontrar con una resistividad alta, resistividad que sólo podemos hacer descender mediante tratamientos que conlleven la aportación de compuestos que, permaneciendo básicamente insolubles y estables en le suelo tratado, sean capaces de aportar de forma controlada los iones necesarios para asegurar la conductividad requerida.

LA HUMEDAD DEL TERRENO

Merece la pena hacer una mención especial a la humedad del terreno. La humedad presente en un terreno va a depender de la aportación de agua que recibe y de su tendencia a eliminarla. La aportación de agua puede ser natural (por ejemplo lluvia) o artificial (por ejemplo riego).

Cabe reseñar que se entiende que el agua, para actuar de soporte a la acción de los iones debe de estar en estado líquido, ya que como hemos indicado anteriormente, los iones deben de estar libres y móviles. Así, en caso de una bajada brusca de las temperaturas, que incluso el terreno, a la profundidad de los electrodos de “tomas de tierra” el agua esta congelada, la posibilidad de conducción (aún estando el terreno saturado de iones) se aminora drásticamente y ello conlleva el aumento incluso brusco de la resistencia que podemos medir.

Lo anterior hace que en general podamos notar un fenómeno de estacionabilidad tanto más acusado cuanto más extremado sea el clima en una zona concreta, y así periodos extremadamente calurosos y secos pueden conllevar un aumento neto de la resistencia medida respecto a periodos fríos y húmedos.

Así pues, en terrenos que por su naturaleza química o fisicoquímica tienden a perder agua con facilidad, (en climas donde la aportación de agua por fenómenos atmosféricos es escasa, o las temperaturas tienden a ser altas y/o en épocas del año con bajas lluvias y temperaturas muy altas), podemos encontrarnos que aunque el terreno disponga de las sales necesarias, la resistencia tiende a subir.

La acción de compuestos químicos u otros modificadores del suelo, aumentan la capacidad de retención de agua por el terreno y así lo constatamos en suelos tratados con PROGAS que retiene completamente el agua incluso en épocas muy secas.

CORROSIÓN

ASPECTOS GENERALES

A efectos de esta documentación entenderemos la corrosión como el conjunto de procesos de deterioro que sufre un material metálico bajo el efecto de las acciones físicas, químicas o electroquímicas del medio que lo rodea. El grado de humedad que presente el terreno, es un factor, que si bien es fundamental para que los valores de resistencia de tierra sean los adecuados, es también un factor que juega a favor de la corrosión, de hecho la presencia de agua, como medio, es la condición base de la mayor parte de fenómenos corrosivos. Si analizamos los elementos que concurren en la corrosión en general, tanto el cable como las picas cobreadas presentan cobre en su superficie, mientras que en la grapa suele estar formado por otros metales más fácil de corroer. Notar que el cobre resiste la corrosión de casi todos los terrenos, a excepción de los terrenos alcalinos. Así mismo tendremos que tener en cuenta los elementos metálicos de estructuras adjuntas (p.e.j. depósitos) adjuntos a las estructuras de tierra y en especial por la posibilidad de corrosión galvanica.

CORROSIÓN Y TERRENOS La distinta naturaleza de los terrenos va a comportar un mayor o menor nivel de ataque sobre cables, conexiones y electrodos, aunque de forma general podemos decir que cuanto menor es la resistividad del terreno mayor es su capacidad corrosiva. A titulo orientativo podemos establecer una relación entre el grado de corrosión de un terreno y su resistividad.

RESISTIVIDAD DEL TERRENO EN Ω m
NIVEL DE CORROSIÓN DEL TERRENO
0 – 9
ALTAMENTE CORROSIVO
9 - 50
SEVERAMENTE CORROSIVO
80 - 100
MODERADAMENTE CORROSIVO
100 - 200
LIGERAMENTE CORROSIVO
>200
MUY POCO CORROSIVO

Para poder relacionar nivel de corrosión con tipo de terreno utilizaremos la tabla I del apartado “ EL TERRENO” .

COMO ACTÚA PROGAS

Progas es un producto de ultima generación, basado en tecnología dendrimera, para el tratamiento de las tomas de tierra que pedemos definir como activador de terrenos y protector de metales. En cuanto a su acción de activador de terrenos Progas, instalado en torno al electrodo genera un brusco descenso de la conductividad del terreno y con ello un fuerte descenso de la resistencia de tierra.

Como protector de metales, impide la corrosión de un metal sumergido en Progas e incluso es capaz de que no se produzca corrosión galvanica entre dos metales que normalmente la producirían de forma acusada, por ejemplo la pareja cobre-hierro

UTILIDADES PRINCIPALES DE PROGAS

Será el producto de elección cuando se necesite reducir la resistencia de tierra en instalaciones muy sensibles a la corrosión:

• Gasolineras. • Instalaciones de tratamiento de petróleo. • Instalaciones de manejo de gases. • Gaseoducto. • Tomas de tierra próximas a estructuras metálicas Tambien resulta muy útil en situaciones donde pueda afectarse la estructura de la instalación eléctrica por corrosión. • Centros de transformación. • Estaciones de telefonía móvil. • Plantas de tratamientos de agua. • Tomas de tierra en suelos corrosivos (p.e.j. zonas cercanas al mar).

UTILIDADES ESPECIALES DE PROGAS

Progas posee adicionalmente dos características que lo hacen muy útil en situaciones especiales:

1) Progas es un producto que no seca, ni aun sometido directamente a temperatura ambiente durante meses lo cual lo hace, el producto de tratamiento de tierra ideal en zonas áridas incluido zonas semidesérticas o desérticas.

2) Progas, por los compuestos que lo componen, genera un fuerte descenso crioscopico, lo cual significa que insertado en el terreno tiende a permanecer liquido sin congelar a temperaturas muy bajas. Esta característica lo hace un producto muy aconsejable en zonas sometidas a bajas temperaturas con peligro de heladas (Notar que si se produce una congelación del terreno, la resistencia se incrementa bruscamente generando una situación peligrosa).

PROCEDIMIENTO DE EJECUCIÓN DE TIERRA CON PROGAS

A) EN FUNCIÓN DEL TIPO DE INSTALACIÓN

1) Instalación con un único electrodo Cuando por limitaciones de espacio o de otro tipo nos vemos obligados a colocar un único electrodo, es lo mas frecuente que una vez instalad0 no de los valores de resistencia de tierra adecuados. La aplicación de PROGAS llevará este electrodo al máximo rendimiento técnicamente posible, por lo que habremos conseguido levar la instalación hasta al mejor condición de seguridad con las restricciones impuestas. Notar que PROGAS es compatible con cualquier tipo de electrodo, pica, placa, cable, electrodo de grafito, etc.

2) Instalación con varios electrodos Cuando se vaya a instalar varios electrodos que vamos a tratar con PROGAS hay que instalarlos de tal manera que los tratamientos sean efectivos en el conjunto (por individual siempre lo serán) y no queden parcialmente anulados por el fenómeno de autoinfluencia. A efectos prácticos debemos guardar unas distancias adecuadas entre electrodos tratados con PROGAS y esa distancia va a depender básicamente de la resistividad del terreno. En terrenos comunes de baja y media resistividad menor de 700 Ωm. la distancia entre picas tratadas con PROGAS tienen que estar entre 7 Y 9 metros (independientemente que las picas sean de 1, 1,5 o 2 metros). En terrenos de alta y muy alta resistividad superior a 700 Ωm. la distancia entre picas tratadas con PROGAS tiene que estar entre 15 y 20 metros.

INSTALACIONES CON ELECTRODO PROFUNDO

En instalaciones donde por la resistividad del terreno hemos tenido que efectuar electrodos en profundidad (pozos), podemos efectuar tratamientos del terreno entorno a la perforación, a la vez que se efectuara el relleno, puesto que una vez rellenado el pozo, los tratamientos ya no penetrarían mas allá de 2- 3 metros Cuando se instale mas de un electrodo hay que guardar las distancias mínima de entre 1 y 1,5 veces la profundidad del mayor de los electrodos.

B) EN FUNCIÓN DEL TIPO DE TERRENO

TERRENOS DE BAJA RESISTIVIDAD (Valor de pica de 2m. instalada menor de 50Ω) Entendemos por baja resistividad las situaciones en las que instalada una pica de 2 metros en el terreno, esta tiene un valor de resistencia inferior a 50 Ω. Para estos casos la utilización de PROGAS en cada electrodo instalado aporta:

• Atenuación del fenómeno de estacionalidad ( variaciones de resistencia según la época del año). • Más seguridad, al disminuir las corrientes de paso y contacto. • Descenso neto de la resistencia del electrodo tratado (cabe esperar que la resistencia sea la mitad o menos que el electro sin tratar).

TERRENOS DE MEDIA RESISTIVIDAD (Valor de pica de 2m. instalada menor de 400Ω) Entendemos por media resistividad las situaciones en las que instaladas picas de 2 metros y separadas 7- 9 m. entre ellas, estas tienen un valor de resistencia individual entre 50 y 400 Ω. Para estos casos:

• Instalando 3 picas en línea de 2 m. y 3 unidades de PROGAS cuando distancia entre picas de 7- 9 m. obtendrá una resistencia entre 13 y 27 Ω • Instalando 6 picas de 2 m. y 6 unidades de PROGAS son una distancia entre picas de 7- 9 m obtendrá una resistencia entre 7 y 15 Ω

TERRENOS DE ALTA RESISTIVIDAD (Valor de pica de 2m. instalada entre 400 y 1000Ω) Entendemos por alta resistividad las situaciones en las que, instalada una pica de 2 metros en el terreno, esta, tiene un valor de resistencia de tierra entre 400 y 1000 Ω.

PARA ESTOS CASOS LA METODOLOGÍA DE TRABAJO ACONSEJADA ES:

1) Instalar 3 picas preferiblemente de 2 m, (si el terreno no lo permite colocar de menor longitud) en línea, unidas por conductor, con una distancia entre picas de 15-20 metros).y medir la resistencia del conjunto. 2) Tratar cada una de las 3 picas con una unidad de PROGAS y medir la resistencia del conjunto. 3) Dividir el valor de tierra del conjunto post-tratamiento con PROGAS por el valor de la resistencia requerida. El Valor obtenido nos da el nº de veces aproximado que hay que repetir la instalación ( 3 picas con tres tratamientos) para obtener el valor de tierra deseado.

EJEMPLO :

Valor de tierra del conjunto de las 3 picas sin tratar
170 Ω
Valor requerido
10 Ω
Valor post-tratamiento
30 Ω

Cociente 30/10 = 3

Conclusión : Para obtener 10 Ω tendríamos que instalar 9 picas con 9 tratamientos

• Notar que resolverlo con picas sin tratar nos supondría instalar 51 picas.

TERRENOS DE MUY ALTA RESISTIVIDAD (Valor de pica de 2m. instalada mayor de 1000Ω) Nos encontramos con muy alta resistividad con valores de tierra para pica de 2 metros superiores a 1000 Ω En estos casos, si bien, también puede plantearse la metodología expuesta en ALTA RESISTIVIDAD, sobre todo para valores entre 1000 y 2000 Ω en general, el sistema de elección será efectuar un estudio GEOELECTRICO de cara a ver la idoneidad de efectuar electrodos en profundidad (pozos). Efectuado el estudio y diseñados los pozos a realizar aconsejamos la utilización de PROGAS para el tratamiento y máxima activación del terreno en los alrededores de la perforación junto a la adición del relleno de compactación que recubrirán el electrodo y lo unirán al terreno. La forma de activar con e PROGAS s sencilla ver INTRUSIONES DE USO apartado A) 4) EN ELECTRODOS PROFUNDOS

RESULTADOS EN PRUEBAS DE CAMPO

Exponemos continuación los resultados obtenidos en la aplicación de PROGAS en diferentes experiencias reales de realización de tomas de tierra en la zona de Zaragoza y alrededores. Como ya se ha comentado anteriormente los resultados finales así como su evolución va a depender de múltiples factores por lo que los datos siguientes sirven solo como una aproximación a los resultados a obtener en cada caso.

RESULTADOS COMPARATIVOS DE PICA TRATADA CON PROGAS FRENTE A PICA SIN TRATAR

Se hace una prueba en paralelo, en el mismo terreno de características homogéneas entre una pica de 1,5 metros que ha recibido una unidad de PROGAS y una pica de 1,5 metros que ha recibido 25 litros de agua (pica sin tratar).

Días
Pica con 25 Kg de agua (en Ω)
Pica con 25 Kg de ProGAS (en Ω)
Valor inicial
67,9
64,7
Valor post-tratamiento
41,2
25
28
65,7
21
57
34,3
17,4
88
57,3
19,5
110
70
24,4
137
33,1
16,4
165
29,9
16,3
197
79,8
24,5
227
89,9
23,4
255
76,6
21,2
301
86,9
25,9
337
90,2
26,5
367
42,6
19,8
415
31,9
16,7
505
34,3
18,9
549
53,5
25,4
569
64,6
29,4
592
71,7
28,8
634
37,8
18,8
655
42,4
21,3

GRAFICA COMPARATIVA DE PICA TRATADA CON PROGAS FRENTE A PICA SIN TRATAR

Se hace una prueba en paralelo, en el mismo terreno de características homogéneas entre una pica de 1,5 metros que ha recibido una unidad de PROGAS y una pica de 1,5 metros que ha recibido 25 litros de agua (pica sin tratar)

CORROSIÓN REGLAMENTOS Y NORMAS

Tanto el reglamento de baja tension como el reglamento de alta tension muestra una preocupación clara por la corrosión que afecta a las propias instalaciones eléctricas.

Así en la ITC- BT-18 “Instalaciones de puesta a tierra” leemos:

“ Los materiales utilizados y la realización de las tomas de tierra deben ser tales que no se vea afectada la resistencia mecánica y eléctrica por efecto de la corrosión de forma que comprometa las características del diseño de la instalación”.

En caso del MIE-RAT 13 “Elementos de las instalaciones de puesta a tierra y condiciones de montaje”

“Los empalmes y uniones deberán realizarse con medios de unión apropiados ....................................y estén protegidos contra la corrosión galvánica".

“Los elementos de puesta a tierra estarán formados por materiales metálicos en forma de varillas, cables, chapas, perfiles, que presente una resistencia elevada a la corrosión por si mismos o mediante una protección adicional”

La norma UNE 21186 “Protección de estructuras, edificaciones y zonas abiertas mediante pararrayos con dispositivo de cebado” en su capitulo “Protección contra la corrosión” dice:

“El efecto de contacto entre materiales diferentes, unido a los fenómenos de electrolisis debidos al entorno, provocan un aumento de la corrosión del metal mas anódico o activo y una disminución de la corrosión del metal mas catódica o inerte. Se debe impedir la corrosión del metal mas catódico”

El Real Decreto 1 de octubre de 1999 1523/ 1999 sobre INSTALACIONES PETROLÍFERAS dice :

“.............las características técnico-mecánicas que garantizan la estanqueidad y resistencia mecánica de tales instalaciones pueden verse alteradas y deterioradas como consecuencia del contacto con agentes corrosivos, oxidantes, etc., propios de la naturaleza de los terrenos circundantes elementos constructivos y otras instalaciones anexas”.

COMPORTAMIENTO ANTICORROSIVO: PRUEBAS DE LABORATORIO

Se hicieron pruebas en paralelo con metales sumergidos en :

A : Agua de grifo B : PROGAS

Los metales sometidos a prueba fueron

1) Hierro solo 2) Cobre solo 3) Hierro y cobre juntos

Notar que es el caso de agua de grifo, ya la primera semana se notaba un cierto grado de corrosión que fue aumentando paulatinamente, que trascurridas 4 semanas la corrosión es muy intensa Comparando con lo anterior el fragmento de hierro no sufrió ningún tipo de corrosión ni aun trascurriendo un año El cobre en ambas soluciones sufre un ennegrecimiento pero en el caso del PROGAS no progresa con el tiempo. Lo mas importante es que cuando el hierro y cobre están juntos y sumergidos en agua la corrosión del hierro avanza de una manera brusca. Sin embargo cuando están sumergidos en PROGAS , aun transcurrido un año, no se observa ningún signo de corrosión en el hierro y en el caso del cobre muestra el ennegrecimiento típico que tambien muestra cuando esta solo . Así pues vemos que de cara a las estructuras de hierro no solo previene su corrosión estando solo sino que tambien previene la corrosión galvanica frente a otros metales como el cobre.

COMPORTAMIENTO ANTICORROSIVO PRUEBAS DE CAMPO Poniendo picas de hierro (sin recubrimiento ni protección) en un suelo húmedo y en paralelo picas tratadas con PROGAS se comprueba que incluso transcurriendo poco tiempo las picas en suelo húmedo sufren un deterioro muy importante Por el contrario las picas con PROGAS tienen buen aspecto comprobándose el grado de protección que les da el producto. Ver en las siguientes fotografiás la diferencia de aspecto trascurridos 30 días en un terreno muy corrosivo.

Electrodos tratados con ProGAS

Electrodos sin tratar

COMPATIBILIDAD DE PROGAS Y RELLENOS En el empleo de algunos electrodos, placas, electrodos de grafito, cables, pozos, es una practica común el empleo de rellenos, por ejemplo bentonita, carbón, grafito, etc. que efectivamente contribuyen a facilitar la interacción y unión del electrodo con el terreno pero que en si mismo no son activadores de terreno y por ello su acción se circunscribe al sitio donde físicamente están ubicados También existen preparados comerciales cuya acción básicamente es la de relleno.

Todo este tipo de producto son absolutamente compatibles con PROGAS ya que no existe interacción química entre ellos y los compuestos de PROGAS.

Sobre cualquiera de ellos PROGAS ejercerá plenamente su acción consiguiendo descensos adicionales.

MANTENIMIENTO DE LAS TOMAS DE TIERRA

La importancia de la revisión periódica y mantenimiento de las tomas de tierra viene reflejado en el:

“ REGLAMENTO ELECTROTÉCNICO PARA BAJA TENSION “ MIE. BT 039 p 14. 10-. REVISIÓN DE TOMAS DE TIERRA

Por la importancia que ofrece, desde el punto de vista de la seguridad, cualquier instalación de toma de tierra, deberá ser obligatoriamente comprobada por los servicios oficiales en el momento de dar de alta la instalación para el funcionamiento.

Personal, técnicamente competente, efectuará esta comprobación anualmente en la época en que el terreno esté más seco. Para ello, se medirá la resistencia de tierra, reparando inmediatamente los defectos que se encuentren.

En los lugares en que el terreno no sea favorable a la buena conservación de los electrodos, éstos, así como también los conductores de enlace entre ellos hasta el punto de puesta a tierra, se pondrán al descubierto para su examen, al menos una vez cada cinco años”.

A tenor de lo reglamentado, es pues preceptiva, la comprobación periódica de los elementos de la toma de tierra y su correspondiente mejora hasta obtener las resistencias necesarias.

Por sus especiales características, y por tratarse en la mayoría de los casos de obras ya realizadas, nos podemos encontrar con que:

• Es costoso descubrir toda la instalación. • Se desconoce la ubicación de los electrodos. • Las instalaciones de tierra pueden estar muy deterioradas, etc.

Si tras una primera inspección y medición de resistencias presumimos que no hay un manifiesto deterioro de las instalaciones y que la alta resistencia no es debida a esta causa, el camino más simple y económico será efectuar un tratamiento con PROGAS por la arqueta de registro si existe, o bien localizando un electrodo de la instalación donde podamos aplicar PROGAS según instrucciones de uso pagina nº 6, (procediendo al día siguiente a comprobar si el resultado esta dentro de lo admisible para esta determinada instalación).

En muchos casos este simple tratamiento nos va a permitir solucionar el problema planteado sin necesidad de acometer obras complicadas y costosas.

Si a pesar del primer tratamiento no se obtienen las resistencias deseadas se procederá:

•O bien hacemos una nueva instalación. •O bien desenterramos la instalación preexistente.

En el caso de hacer una nueva procederemos como en el apartado anterior en cuanto al uso de PROGAS.

En el caso de desenterrar la instalación vieja podemos ampliarla con mas electrodos en paralelo o bien tratar electrodos adicionales (al de la arqueta) con PROGAS.

DATOS Y NORMAS DE SEGURIDAD Y ALMACENAMIENTO PROGAS es un producto no peligroso pero como cualquier producto químico se recomienda:

No ingerir Evitar el contacto con la piel, ojos y mucosas En caso de contacto lavar abundantemente con agua No poner al alcance de los niños En ningún caso reutilizar el envase.

PROGAS, no es un producto contaminante, ni agresivo para tierra o aguas pero podría originar algún daño a plantas adjuntas al lugar de aplicación por puro choque osmótico.

PROGAS no requiere ninguna condición especial de almacenamiento aunque es aconsejable un lugar fresco y seco a salvo de golpes.

TABLAS DE CALCULO RÁPIDO PARA LA APLICACIÓN DE PROGAS

TABLA CASO 1

Número deelectrodos instalados

Valor obtenido del circuito en Ohm

Número de tratamientos con Terral

Valor aproximado en Ohm del circuito Post-tratamiento

1

400

1

37-82

3

133

1

31-58

3

133

3

13-27

6

67

1

26-42

6

67

3

12-23

6

67

6

7-15

 

TABLA CASO 2

Número deelectrodos instalados

Valor obtenido del circuito en Ohm

Número de tratamientos con Terral

Valor aproximado en Ohm del circuito Post-tratamiento

1

140

1

27-55

3

47

1

20-33

3

47

3

9-19

6

24

1

15-21

6

24

3

8-12

6

24

6

5-9

 

TABLA CASO 3

Número deelectrodos instalados

Valor obtenido del circuito en Ohm

Número de tratamientos con Terral

Valor aproximado en Ohm del circuito Post-tratamiento

1

80

1

17-39

3

27

1

13-23

3

27

3

8-14

6

14

1

9-13

6

14

3

5-9

6

14

6

4-7

 

Notas a tener en cuenta

• Los valores empleados en el apartado post-tratamiento, son rangos de valores medios, basados en la experiencia de múltiples aplicaciones, empleando picas de 2 metros y separación entre ellas de 7 a 9 metros.

• Dichos rangos de valores medios no representan los limites superior e inferior . Así en las aplicaciones de PROGAS, se pueden llegar a obtener descensos mayores de lo esperado pero tambien menores.

• Se obtendrán valores mayores que la tabla si estamos ante situaciones especiales indeseables o inadecuadas, como grandes rocas compactas, zapatas grandes tuberías, etc

.• Cuando sea necesario hacer mas de un tratamiento, recomendamos hacer primero uno, medir y en base a los resultados obtenidos, ajustar el numero de tratamientos adicionales.

Translate »
Abrir chat